Skip to content

Información general sobre el impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana

May 24, 2023

1. Información general sobre el impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana

El impuesto de sucesiones es un tributo que grava las herencias y donaciones recibidas en la Comunidad Valenciana. Se trata de un impuesto directo y personal que se aplica sobre el valor de los bienes y derechos transmitidos. Este impuesto está regido por la normativa autonómica, por lo que cada comunidad autónoma tiene su propia regulación.

En la Comunidad Valenciana, el impuesto de sucesiones se encuentra regulado por la Ley 13/1997, de 23 de diciembre, de la Generalitat Valenciana. Esta ley establece las bases y los tipos impositivos aplicables en función del grado de parentesco entre el fallecido y el heredero o legatario. Además, también contempla una serie de reducciones y exenciones, que pueden hacer que el importe a pagar sea menor.

Es importante tener en cuenta que el impuesto de sucesiones debe ser liquidado y presentado ante la Administración correspondiente en un plazo determinado, que suele ser de 6 meses desde el fallecimiento. En caso de no cumplir con este plazo, se pueden aplicar recargos e intereses.

2. Cambios y novedades en el impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana para el año 2020

El año 2020 trae consigo una serie de cambios y novedades en el impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana que es importante tener en cuenta. Una de las principales modificaciones es la actualización de las tarifas y tramos impositivos, lo que puede afectar directamente al importe a pagar por cada heredero. Además, se establecen nuevas exenciones y reducciones para determinados casos, como por ejemplo, cuando el beneficiario es un descendiente con discapacidad.

Otra novedad importante es el plazo para presentar la declaración del impuesto de sucesiones, que se ha ampliado. Ahora los herederos disponen de más tiempo para cumplir con sus obligaciones fiscales, lo que facilita la gestión de este trámite. Además, se han implementado medidas para agilizar el proceso, como la posibilidad de presentar la declaración de manera telemática.

Requisitos y plazos para presentar la declaración del impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana

Plazos de presentación

El plazo para presentar la declaración del impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana es de seis meses a partir del fallecimiento del causante. Sin embargo, es importante tener en cuenta que este plazo puede variar en función de las circunstancias específicas de cada caso. En caso de que se requiera la presentación de una autoliquidación complementaria, el plazo será de tres meses a partir de la fecha en que se produzca el hecho que la motive.

Requisitos para presentar la declaración

Para presentar la declaración del impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana, es necesario que el sujeto pasivo de la obligación tributaria sea residente en esta comunidad autónoma o que el fallecido haya tenido su último domicilio en la Comunidad Valenciana. Además, es importante tener en cuenta que la declaración debe ser presentada por el heredero o legatario, quien deberá acreditar su condición de tal.

Además de la documentación relacionada con la identidad y relación con el causante, será necesario presentar la documentación que acredite el valor de los bienes y derechos heredados, así como cualquier otro documento relevante para el cálculo y liquidación del impuesto. Es importante contar con asesoramiento profesional para asegurarse de cumplir con todos los requisitos y presentar la documentación de manera correcta y oportuna.

Cálculo y tarifas del impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana para el año 2020

Tarifas según el parentesco con el fallecido

El impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana se calcula en función del parentesco que tenga el heredero con el fallecido. En el año 2020, se aplican las siguientes tarifas:

  • Si el heredero es cónyuge, ascendiente o descendiente de la persona fallecida, la tarifa oscila entre el 7,65% y el 34%. El porcentaje aumenta a medida que el valor de la herencia es mayor.
  • Si el heredero es un colateral de segundo o tercer grado (hermanos, tíos, sobrinos), la tarifa varía entre el 13,75% y el 37,25%.
  • En el caso de los colaterales de cuarto grado (primos), la tarifa se sitúa entre el 23,5% y el 44,85%.
  • Para los no familiares, la tarifa es del 47,5% al 53%.

Es importante tener en cuenta que estas tarifas aplican a la base liquidable, es decir, al valor de la herencia que excede la cuantía del mínimo exento.

Cálculo del impuesto

El cálculo del impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana se realiza aplicando las tarifas correspondientes a la base liquidable. Esta base se obtiene restando a la herencia los gastos deducibles y las reducciones que puedan aplicarse. Para calcular el impuesto, se multiplica la base liquidable por el porcentaje correspondiente a cada tramo de tarifa, y se suman los importes resultantes. A este resultado se le pueden aplicar reducciones adicionales en función de la edad del heredero y de la vivienda heredada, entre otros factores.

Es recomendable contar con el asesoramiento de un experto en fiscalidad para calcular el impuesto de sucesiones de manera precisa y aprovechar todas las reducciones y beneficios fiscales disponibles.

Exenciones y reducciones aplicables en el impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana

Exenciones en el impuesto de sucesiones

El impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana contempla ciertas exenciones que permiten reducir o eliminar la carga fiscal para los beneficiarios de una herencia. Entre las exenciones más comunes se encuentran las siguientes:

Exención por parentesco: Los herederos directos, como hijos, padres o cónyuges, suelen contar con una exención total o parcial en el impuesto de sucesiones. Esta exención varía en función del grado de parentesco y del importe de la herencia recibida.

Exención por vivienda habitual: El impuesto de sucesiones no se aplica sobre la vivienda habitual del fallecido si esta es heredada por su cónyuge, hijos o descendientes. Sin embargo, es importante tener en cuenta que existen ciertos límites y condiciones para poder beneficiarse de esta exención.

Exención por discapacidad: Las personas con discapacidad pueden disfrutar de reducciones significativas en el impuesto de sucesiones. En función del grado de discapacidad reconocido, se aplicarán diferentes porcentajes de reducción en la base imponible del impuesto.

Reducciones en el impuesto de sucesiones

Además de las exenciones, el impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana también contempla una serie de reducciones que permiten disminuir la cuantía del impuesto a pagar. Algunas de las reducciones más relevantes son las siguientes:

Reducción por adquisición de empresa familiar: Los herederos que adquieran una empresa familiar pueden beneficiarse de una reducción en el impuesto de sucesiones. Esta reducción puede llegar hasta el 95% de la base imponible, en función del grado de parentesco y del valor de la empresa.

Reducción por vivienda habitual: Si la vivienda habitual del fallecido es heredada por su cónyuge, hijos o descendientes, se puede aplicar una reducción en el impuesto de sucesiones. Esta reducción puede oscilar entre el 95% y el 99% de la base imponible, dependiendo del valor de la vivienda y del grado de parentesco.

Consejos y recomendaciones para gestionar el impuesto de sucesiones en la Comunidad Valenciana de manera eficiente

El impuesto de sucesiones puede ser un tema complicado de manejar, pero existen varias estrategias que puedes utilizar para gestionarlo de manera eficiente en la Comunidad Valenciana.

1. Planificación previa

Es importante realizar una planificación previa para reducir la carga fiscal de tus herederos. Puedes considerar la posibilidad de realizar donaciones en vida, ya que esto puede permitirte aprovechar las reducciones y bonificaciones fiscales que ofrece la normativa vigente.

También es recomendable analizar los bienes y activos que serán objeto de la herencia, evaluar el valor de los mismos y determinar cuál es la opción más ventajosa desde el punto de vista fiscal. De esta manera, podrás tomar decisiones informadas y minimizar la carga impositiva.

2. Consultar a un profesional

La normativa fiscal es compleja y está sujeta a cambios constantes, por lo que es recomendable contar con el asesoramiento de un profesional en la materia. Un experto en impuesto de sucesiones podrá analizar tu situación particular y ofrecerte las mejores estrategias para minimizar el impacto fiscal.

También es importante tener en cuenta que existen diferentes regímenes fiscales en España, por lo que si tienes bienes en otras comunidades autónomas, es recomendable consultar a un profesional especializado en cada una de ellas para obtener el mejor asesoramiento.